16 de mayo de 2017

Shin Godzilla. Tokyus. Altius. Fortius


¡Ahí está! ¡El gran gigante nipón! No, no estoy hablando del Monte Fuji, me refiero al gran Godzilla que gracias a sus aliados los efectos digitales y la democratización de las nuevas tecnologías en el cine le han permitido seguir disfrutando de agradables muestras de que el gran saurio japonés está más vivo que nunca, más radioactivo que nunca y tiene a sus vecinos del Sol Naciente más atemorizados que nunca.

Shin Godzilla es una película reciente, con todos los ingredientes para que el cóctel Godzilla funcione a la perfección: autoculpabilidad medioambiental, miedos colectivos a la bomba nuclear, destrucción imparable, David contra Goliath y la gran capacidad japonesa de sobreponerse ante la adversidad y trabajar en conjunto, como una sola persona.




Obviando la interpretación actoral japonesa, que sigue estándares que aquí en occidente casi rozan lo ridículo, la película sigue a pies juntillas el particular "via crucis" de Godzilla. Desde su nacimiento a orillas de alguna ciudad o barrio-ciudad aledaño a Tokyo, pasando por su periplo por abigarradas calles, edificios y puentes, hasta su caída después de no pocos intentos por parte de los hartos ciudadanos, quienes erre que erre luchan contra descomunales seres que se les da por usar como patio de juegos algunas de las zonas más pobladas del planeta.

De nuevo, la culpa es nuestra, sí, de esta civilización que esconde esos temidos barriles radioactivos, consecuencia de nuestro orgulloso progreso, en simas profundísimas y en rincones casi inexplorados. Pero claro, siempre hay algún bicho extraño que le da por meter el diente en alguno de esos barriles, o estos se abren y dejan escapar "hilillos". En fin, por el motivo que sea, la combinación bicho hambriento + barril nuclear siempre da como resultado a Godzilla y sus enemigos de nombres impronunciables.

Un dato que quiero destacar es que en esta película se hace mención expresa de lo que los psicólogos siempre le han atribuido a las películas clásicas de Godzilla. Que este representa un miedo atávico, un trauma colectivo de todo un pueblo, el japonés, relacionado con las dos bombas nucleares caídas en su territorio. En multitud de ocasiones se ha dicho que Godzilla representa ese monstruo nuclear que puede devorar ciudades en minutos. El japonés tiene que enfrentarse a ese monstruo una y otra vez, en un acto de redención artístico que le llevaba a comulgar con el monstruo, parte esencial de su cultura como el sake o las katanas. Es como el holocausto nazi, millones de alemanes han nacido después de eso pero tendrán que aprender a vivir con ello. En el caso japonés, su propia tragedia ha sido cosificada en un gigantesco animal que les destruye una y otra vez y las nuevas generaciones siguen lidianndo con ello.

Pues, como decía, en la película se hace mención expresa a esas bombas nucleares, aparece la "ayuda" de los Estados Unidos y los personajes critican con dureza las formas del cortijo de Trump, su rol protector, su papel de padre autoritario. Algunos diálogos sobre los EEUU son para enmarcar, especialmente en los tiempos que corren.

Godzilla es la penitencia japonesa, un eterno retorno, un bucle destructivo-terapéutico que no finalizará jamás. Mientras, seguiremos disfrutando de los brutales espectáculos de Dios Godzilla, Nuevo Godzilla o Muerte Godzilla. Al parecer, y buscando en google, esto es lo que significa la palabra “shin” del título.

Sea como sea, ¡disfrutadlo!

Tráiler de la película:



Ficha de la película:

Título original: Shin Gojiraaka
Año: 2016
Duración: 120 min.
País: Japón
Director: Hideaki Anno, Shinji Higuchi
Guion: Hideaki Anno
Música: Shirô Sagisu
Fotografía: Kosuke Yamada
Reparto: Satomi Ishihara, Hiroki Hasegawa, Yutaka Takenouchi, Akira Emoto, Kengo Kôra, Jun Kunimura, Ren Ohsugi, Mikako Ichikawa, Pierre Taki, Mark Chinnery
Productora: Toho Company / TFC
Género: Ciencia ficción. Acción. Drama. Fantástico | Monstruos. Catástrofes. Sátira
Grupos: Godzilla Novedad
Web oficial: http://www.shin-godzilla.jp/
Sinopsis: Godzilla, fuerza destructiva insondable para el hombre, resucita en el Tokio de hoy en día para acosar de nuevo ala civilización. Un país aún atormentado por las secuelas de un desastre natural, experimenta de repente el horror catastrófico de Godzilla. Apremiado por la muerte y la desesperación, Japón deberá encontrar el poder para superar este desafío. Primera película de Godzilla realizada en Japón desde "Godzilla: Final Wars" (2004) de Ryuhei Kitamura, dirigida por Hideaki Anno ("Evangelion") y Shinji Higuchi ("Attack on Titan"). (Fuente: FILMAFFINITY)

No hay comentarios:

Publicar un comentario